2.232 pacientes en lista de espera para operarse rechazaron cambiar de hospital

Sanidad cierra el año con 111.504 personas pendientes de cirugía, consultas y pruebas y no logra erradicar las demoras de seis meses

LAURA FONSECA GIJÓN.

2.232 pacientes, el equivalente a un 13% de la lista de espera quirúrgica del Servicio de Salud del Principado, rechazó el pasado año cambiar de hospital para operarse. La alternativa ofrecida por el Sespa para aminorar las demoras para pasar por el quirófano no contó con el beneplácito de más de dos millares de enfermos, que prefirieron seguir aguardando en el hospital correspondiente a su área sanitaria, incluso, pese a que eso supusiera acumular aún más tiempo a su espera para ser intervenido.

El balance de 2017 revela que los hospitales asturianos cerraron el año con una lista de espera algo menor a la que había en 2016, aunque el objetivo de erradicar las demoras quirúrgicas de más de seis meses se sigue antojando imposible. A finales de diciembre del pasado año, 107 enfermos mostraban esperas de más de medio año. Cierto es que son muchos menos de los que había, en esas mismas circunstancias, a finales de 2016, con 465 afectados. Todas las demoras de más de 180 días corresponden al Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) y el grueso está en el servicio de Cirugía General. Se trata, en la mayor parte de los casos, de personas que por la complejidad clínica de su situación no pueden ser derivados a otros centros. Traumatología logró poner a cero el contador de esperas de medio año y a Oftalmología le quedan pendientes 17 casos.

El resultado de demoras sanitarias que el Sespa hizo público ayer en su web indica que a fecha del pasado 31 de diciembre había en Asturias 111.507 personas aguardando por una operación, una consulta o una prueba diagnósitca. Los datos del pasado año no se pueden comparar en su totalidad con los de 2016, puesto que el Sespa modificó a lo largo de 2017 algunos de los parámetros que empleaba para realizar las comparaciones estadísticas. El cambio tuvo su origen, en parte, en el trabajo de la comisión de investigación de listas de espera de la Junta General, que instó al Principado a dotar de mayor transparencia a los datos que ofrece sobre demoras en los centros sanitarios.

El balance del Sespa indica que pendientes de operación hay 21.634 personas. De éstas, 17.886 forman parte de la llamada lista de espera estructural, que baja en 400 casos, mientras que otros 1.416 son pacientes que no pudieron ser programados para operación por alguna indicación clínica temporal. Otros 2.332 son los que rechazaron ir a un centro alternativo, bien a un hospital ubicado en un área sanitaria que no es la propia del enfermo o, a un centro concertado. Esos 2.332 enfermos que dijeron que no al Sespa constituyen el 13% de la lista de espera quirúrgica.

En cuanto a la demora media se mantiene en 70 días, tres menos de los que había en 2016. No obstante, el tiempo real que aguarda una persona en los hospitales del Sespa se aproxima más a los 107 días, que es la demora que reconoce el Principado que tiene en sus centros una vez incluidos los pacientes que rechazaron cambiar de hospital.

Lo cierto es que las que mejor evolución muestran son las citas para el especialista, que lograron reducir el listado en más de diez mil personas. Se pasó de los 72.326 consultas pendientes que había en 2016 a los 61.913 de 2017. La espera media es idéntica a la de las operaciones: 70 días.

La mayor demora, en Jove

El HUCA, que en los últimos años ha sido el hospital donde más tiempo se aguardaba para una operación, ha cedido su puesto al Hospital de Jove. El centro concertado gijonés presentaba a finales de 2017 una demora de 77 días para una cirugía frente a los 73 que había en el complejo hospitalario ovetense. No obstante, hay otro hospital que se cuela en la lista menos favorecedora de demoras. Es el Álvarez-Buylla, donde el tiempo para una intervención es de 74 días. El tercer lugar en el ranking es para el HUCA, con esos 73 días, seguido del Monte Naranco, con la misma ratio; Arriondas, con 71; Valle del Nalón, con 69; Cabueñes, con 67; Cangas del Narcea, con 63; San Agustín, en Avilés, con 58, y Jarrio, con la menor espera, 56 jornadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *